Al igual que un auto de carreras de Fórmula 1®, la tecnología INFINITI Performance Hybrid aprovecha el poder que normalmente se pierde al convertir la energía cinética en electricidad, almacenándolo en un sistema de batería de iones de litio y utilizando durante la aceleración, transfiriendo instantáneamente la electricidad del torque a las ruedas traseras.